¿Qué supone la declaración del estado de alarma para la hostelería madrileña?

Bares y restaurantes de Madrid tendrán que seguir cumpliendo las mismas restricciones que estaban vigentes desde hace una semana en los municipios sometidos a confinamiento por la regulación aprobada por el Ministerio de Sanidad. Es decir, cierre a las 23.00, con las 22.00 como hora tope para admitir nuevos clientes; barras sin opción a dar servicio; aforo limitado al 50% en comedores y al 60% en terrazas y un máximo de 6 clientes por mesa. Aquí detallamos las diferentes restricciones y limitaciones en función de las localidades de la Comunidad de Madrid.

El Gobierno central ha decretado el estado de alarma durante los próximos 15 días “con aplicación inmediata” en la Comunidad de Madrid. En la práctica, implica que se mantiene el confinamiento por municipios impuesto por el Ministerio de Sanidad el 2 de octubre para el control del Covid-19. Así, se mantienen cerradas las 10 ciudades de la región con una población superior a 100.000 habitantes: Madrid capital, Alcobendas, Torrejón de Ardoz, Alcalá de Henares, Fuenlabrada, Móstoles, Leganés, Getafe, Alcorcón y Parla. Los 4,8 millones de habitantes que viven en estas localidades no podrán salir de su municipio excepto por razones laborales, de estudios, cuidado de dependientes, gestiones urgentes o exámenes.

¿Qué supone la declaración del estado de alarma para la hostelería madrileña? En realidad, se traduce en el mantenimiento de las restricciones impuestas por el Ministerio de Sanidad hace una semana. Pese a que el Tribunal Superior de Justicia de Madrid tumbó ayer el cierre de Madrid ordenado por el Ministerio de Sanidad, ya se aclaró que no se traducía en la desaparición inmediata de las limitaciones para bares y restaurantes. Ahora, con la declaración del estado de alarma, las medidas de mantienen, de modo que, al menos durante 14 días, los negocios hosteleros deberán cumplir las siguientes restricciones:

  • Cierre a las 23.00, con las 22.00 como hora tope para admitir nuevos clientes. Esta limitación no afecta al servicio de entrega de comida a domicilio.
  • Sigue sin estar permitido el consumo en barra. 
  • El aforo se limita al 50% en comedores y al 60% en terrazas.
  • En las mesas, no podrán sentarse más de 6 clientes.

Aquí se puede consultar el Real Decreto 900/2020, de 9 de octubre, por el que se declara el estado de alarma para responder ante situaciones de especial riesgo por transmisión no controlada de infecciones causadas por el SARS-CoV-2.

Por otro lado, en los municipios de menos de 100.000 habitantes, donde la Comunidad de Madrid había decidido cierres por zonas básicas de salud (Reyes Católicos, en San Sebastián de los Reyes, Humanes de Madrid, Moraleja de Enmedio y zona de Villa del Prado, en Aldea del Fresno), existen restricciones hasta el 19 de octubre.

  • Cierre de bares y restaurantes a las 22.00 horas, a salvo servicio de entrega de comida a domicilio.
  • El aforo está limitado al 50% en comedores y terrazas.
  • No está permitido el servicio en barra.
  • Límite de 6 personas por mesa

Por último, en el resto de zonas de la Comunidad de Madrid que no están confinadas, bares y restaurantes deben cumplir las siguientes limitaciones:

  • Cierre a la 1 de la madrugada con las 00.00 horas como hora límite para admitir nuevos clientes (excepto el servicio de envío a domicilio).
  • Aforo limitado al 75% en el interior y al 100% en terrazas…
  • Barra con aforo del 50%, con distancia de separación de 1,5 metros entre clientes o grupos de clientes.
  • Límite de 6 personas por mesa o grupos de mesas.

Artículo elaborado con información de Hostelería Madrid.

Fuente de la foto: MFG-Gastroeconomy.

Acerca del autor



“Economista de formación y periodista de profesión, me encanta escribir y, además, comer. GASTROECONOMY nació el 30 de julio de 2011 como un pequeño proyecto personal, a los 4 meses de decidir convertirme voluntariamente en periodista ‘freelance’. Aquí escribo de lo que ocurre en el sector: cambios, novedades, estrategias, tendencias… Se trata de observar para contarlo de la forma más amena y detallada posible. La hostelería, sea un sencillo bar, una casa de comidas o un espacio de alta cocina, equivale a un relevante sector económico que se puede analizar con el mismo rigor y seriedad que cualquier otra actividad, eliminando la frivolidad que, por desgracia, sobra en los últimos tiempos en la gastronomía. A escribir aprendí y aprendo con la práctica y porque me enseñaron a hacerlo en mi casa y en el diario económico Expansión (www.expansion.com)”.

No hay comentarios

Publicar un comentario